martes, julio 21, 2009

POSTALES DE ARGENTINA (2)

Los últimos días de la campaña electoral, del 19 al 27 de junio de 2009.

Siempre trato de informarme sobre la situación política, social, económica y hasta meteorológica de un país cuando me preparo para visitarlo, con mucha más dedicación cuando de visitar mi país se trata.
En las semanas previas al viaje leí cuanto diario nacional, provincial o regional encontré sobre Internet.
Las disputas entre los candidatos a las elecciones legislativas del 28 de junio fueron un marco propicio para enterarme de todos los detalles de cada aspecto de la vida argentina. Los puntos de vista diametralmente opuestos o no de las diferentes fuerzas políticas o sectores económicos me permitieron hacer un buen promedio de lo que está pasando en el país.
Incluso el tema que ocupó la primera plana de todos los medios, la gripe A (H1N1), me mostró cómo se discuten los problemas en Argentina (ya hablaré de esto en otra postal).
Si hago una primera comparación entre las campañas electorales en Argentina con las de Canadá, concluyo rápidamente diciendo que las del país del norte son súper aburridas y he aquí algunas de las razones.
1. Nadie insulta a un candidato como lo hacen algunos personajes públicos en Argentina, porque además de tener que disculparse públicamente, perderá sus elecciones y será expulsado de su partido
2. Nadie saca trapitos al sol sobre la vida privada de los contrincantes porque en la cultura canadiense no se deben mezclar los dos niveles y el que lo hace será penalizado por el electorado que considerará esa acción como inapropiada y no lo votarán.
3. No se hacen programas de televisión para ridiculizar a los candidatos, al menos antes de las elecciones y menos aun durante la campaña electoral, todo lo que tienda a denigrar los mecanismos y actores de la democracia es considerado fuera de lugar, de mal gusto y un acto de sabotaje a las instituciones.
4. Los medios de comunicación se cuidan muchísimo de manifestar su partidismo porque aunque lo tengan no quieren ser identificados como medios carentes de objetividad, lo cual podría transformarse en un problema económico si ciertos sectores deciden dejar de leerlos o verlos y la publicidad disminuye.
5. Hay un control estricto de los gastos de publicidad de los partidos por parte de las autoridades electorales y si bien no se hace durante la campaña, el recuento se da a posteriori con consecuencias graves para los infractores que pueden llegar hasta la perdida del puesto de diputado obtenido.
6. Se respeta la veda electoral a raja tabla porque si un partido o candidato la viola su elección podría ser contestada con éxito delante de los tribunales.
7. Jamás se escuchará en los discursos un término discriminatorio de cualquier tipo que sea, ni siquiera una insinuación en ese sentido. Recuerdo una elección perdida por un partido que, según las encuestas previas, debía ganar por mucho, después de un discurso de un candidato donde llamó a “las pobres amas de casa que pasaban el día limpiando”, a informarse un poco de la política nacional. El resultado fue que esas pobres mujeres se sintieron insultadas y discriminadas y fueron a votar pero contra el partido del candidato que las discriminó.
Es evidente que podríamos decir que en ese contexto las elecciones en Canadá son más prolijas, con un gran nivel de respeto, con pocas alusiones a las virtudes y defectos de los candidatos, con proyectos (¿promesas?) de gobierno explicitados y en un marco legal bien definido y respetado… ¡pero son tan aburridas !!!
Si a eso le agregamos que aquí, en Canadá, el voto es voluntario, comprenderán porqué el nivel de participación es mucho más bajo que en Argentina.
A pesar de todo esto, incluso a pesar de ciertos resultados que no fueron como lo deseaba, qué momento tan rico se está viviendo en nuestra Argentina, qué lástima que la mayoría de los comentarios que se escuchan sean con contenido negativo.
Hay que seguir jugando el juego de la democracia, hay que organizarse para ganar, hay que saber perder y hay que mejorar para seguir ganando…

3 comentarios:

  1. uuuuuu....chachara...chachara

    ResponderEliminar
  2. No entendi ni la mitad pero no me soprende... aun asi, es interesante.

    ResponderEliminar
  3. estoy viviendo en un apartamento en buenos aires hace muy poco... como se donde me toca votar?

    ResponderEliminar